Este funcionario aprovechó su acceso al sistema para adulterar su expediente y el de su esposa. Han sido condenados por la Justicia. Tras el juicio, el matrimonio se divorció. Manuel Travieso continúa trabajando en esta misma universidad.

Ver noticia original ➥