Tras 25 años de prórroga, la Sevilla-Cádiz estrena año con una subida del peaje y convertida de nuevo en arma de confrontación: no se sabe cómo será su gestión a partir de 2019. No hay alternativa. Si quiere ir a Cádiz desde Sevilla por una autovía de dos carriles paga 14,68 euros ida y vuelta. Desde enero, un 2% más. Si no, coge la N-IV, de un solo carril y que concentra en algunos tramos un alto índice de siniestralidad. No hay más opciones.

Ver noticia original ➥