La alcaldesa de Madrid y el presidente en funciones de la Comunidad han firmado este viernes el realojo de 150 familias residentes en el sector 6, la zona de peores infraestructuras del término municipal. El pacto afecta a la zona conocida como "tramo sin asfaltar" y la distribución se realizará en un 60% en la ciudad y el 40 restante en distintos municipios madrileños. "Si este primer realojo se hace bien es ilusionante, porque abre un camino para el resto de familias", dice Agustín Rodríguez, párroco del sector 6.

Ver noticia original ➥