El mercado bancario alemán es muy competitivo. En 2004 había en Alemania 2.400 bancos. En 2016 el número de bancos se había reducido hasta los 1.900. En comparación con otros países de Europa existe una enorme fragmentación: en España hay 206. Según un informe de la consultora Oliver Wyman dentro de diez o quince años sólo quedarán entre 150 y 300 bancos en Alemania. Según sus autores, "el proceso de ‘consolidación bancaria’ ya ha empezado y está adquiriendo una velocidad crecientemente acelerada. Hay una sobreoferta de liquidez".

Ver noticia original ➥