"No está en una mala situación; su evolución es la correcta, no vemos por qué se tomó esa decisión del seguimiento semanal de sus cuentas", dice el organismo. La Autoridad Fiscal considera que "no es la más incumplidora" y destaca que contribuye más al superávit local y la reducción de su deuda. El organismo tampoco ve necesario el seguimiento semanal de Barcelona: "Presenta bajo nivel de deuda y del tiempo de pago a proveedores".

Ver noticia original ➥