Saltan las alarmas definitivamente. El crecimiento exponencial de la oferta turística no reglada (conocida comúnmente como pisos turísticos en plataformas tales como Airbnb) en la Comunidad de Madrid ha tenido su primera consecuencia directa en plena temporada alta. La Asociación Empresarial Hotelera Madrileña (AEHM) advierte de que el próximo puente de mayo, el de San Isidro, que empieza ya este fin de semana, será malo. Y lo será porque en estos momentos las reservas apenas llegan al 70%, 10 puntos menos de lo esperado.

Ver noticia original ➥