Las autoridades decidieron poner una cláusula que impedía el acceso a dichas ayudas a los coches de más de 60.000€ antes de impuestos.Tesla realizó modificaciones en el configurador de su web en Alemania que convertía en opcionales elementos que eran equipamiento de serie,para así permitir al Model S partir por debajo de los 60.000.Ahora el regulador ha decidido que no puede formar parte del programa porque "Los clientes no tienen la posibilidad de pedir un Model S sin los extras que lleven el precio más allá de los 60.000€ que marca el límite"

Ver noticia original ➥