Sin esperar a que la juez eleve exposición razonada con los indicios presuntamente delictivos reunidos contra el aspirante a liderar el PP tras la dimisión de Mariano Rajoy, Cifuentes mueve ficha y pide a la instructora que admita que ha perdido la competencia para investigar las presuntas irregularidades en torno a su máster de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) y mande todo el procedimiento a la Sala Segunda del Supremo para “no romper la continencia de la causa” al “preverse” la imputación del diputado popular.

Ver noticia original ➥