Carlos Carrizosa, número dos de Ciudadanos en Cataluña, no ha tardado en salir al paso del informe del órgano fiscalizador apuntando que las objeciones le parecen “una cuestión puramente formal, no de fondo”. Línea que han continuado fuentes de la formación naranja, en declaraciones a Europa Press, que han afirmado que se trata “simplemente de una cuestión de apreciación contable”.Según estas fuentes, “el Tribunal de Cuentas considera que hay que contabilizar unos recursos cuando se conceden” y que en Ciudadanos los contabilizan

Ver noticia original ➥