Los dos polícias municipales de Estepona, Málaga, acusados de haber abusado de una chica continúan detenidos. La presunta víctima asegura que, apenas dos horas antes de los hechos, los agentes le habían pedido que aparcara el coche en una discoteca para evitar la multa por conducir ebria y, posteriormente, ambos se presentaron en su casa vestidos de uniforme y con droga. Allí es donde, presuntamente, abusaron sexualmente de una de ellas.

Ver noticia original ➥