En el debate en el ayuntamiento de Castrillón (Asturias) para solicitar la inclusión del asturiano en el Estatuto, la concejal de IU hizo parte de su discurso en asturiano. La respuesta del concejal del PP, Pablo González-Nuevo Quiñones, fue calificar el uso del asturiano en el ayuntamiento de "esperpento" y que esperaba que no se repitiese. "Es una lengua que no es oficial y creo que es ilegal". Afirmó que tenía derecho a enterarse "en la única lengua oficial de aquí", que no había entendido "medio discurso" y que "tampoco quiero entenderlo".

Ver noticia original ➥