El pasado año os hablábamos de los trabajos que una empresa minera australiana estaba realizando en la Mina Do Barroso, al norte de Portugal. Ahora los resultado de estas investigaciones han arrojado unos resultados incluso mejores de los estimados en un primer momento. Según los estudios, este yacimiento contendría un estimado de 149.300 toneladas de óxido de litio (Li2O). De esa forma Portugal podría convertirse en el primer suministrador europeo de este tipo de litio. Algo que supondrá un respaldo para un mercado que está creciendo

Ver noticia original ➥