La UCO concluye que la mayoría de gastos electorales del PP de València en 2007, 2011 y 2015 se ocultaron a través de empresas externas que cobraban de fundaciones públicas y contratistas; mediante comisiones en metálico y con pitufeo (smurfing), aportaciones de 1.000 euros recuperadas para blanquear dinero negro en billetes de 500 euros.

Ver noticia original ➥