El 3 de julio de 2006, Valencia sufría el accidente de metro más grave de España. Un trágico día que se cobró 43 muertes y 47 heridos, pero que también daba comienzo a la lucha incansable de los familiares de las víctimas para descubrir al verdadero culpable, y que no quedara impune. La emisión del programa ‘Salvados’ de Jordi Évole fue el punto de inflexión para que la sociedad valenciana se volcara para apoyar a las víctimas y destapar la verdad.

Ver noticia original ➥