El comisario jefe de los Mossos d’Esquadra, Ferran López, ha presentado su renuncia a seguir ejerciendo las funciones de jefe del cuerpo policial catalán y el conseller de Interior, Miquel Buch, la ha aceptado. Según ha informado la Conselleria de Interior, la renuncia del comisario viene motivada porque cuando López aceptó asumir las funciones de jefe de Mossos en octubre era "temporal y limitada al periodo que se abría con la nueva dependencia gubernativa". López ha considerado que "un nuevo Govern en Cataluña pone fin a esa temporalidad".

Ver noticia original ➥