El secretario de Estado de Hacienda, José Enrique Fernández de Moya, dejó las arcas municipales de Jaén con un agujero de 550 millones de euros.Es una de las tres ciudades de más de 100.000 habitantes en peor situación financiera tras la gestión del PP

Ver noticia original ➥