En España, una de las más relevantes preocupaciones es la subida y bajada de la tasa del paro. Según los sindicatos, el desempleo, en mayores de 55 años, ha aumentado un 322% en diez años. En las entrevistas de trabajo siempre preguntan por la edad. Lo cuenta Felipe, "preguntan que cómo me siento con mi edad y aunque les dices que te sientes joven, les da igual". Felipe tiene 54 años y lleva dos años parado, pero no ha dejado de buscar empleo.

Ver noticia original ➥