La Fiscalía de Portugal ha implicado este martes formalmente a dos comandantes de bomberos por el devastador incendio del pasado junio en la localidad de Pedrógão Grande, en el que murieron 64 personas y que está bajo investigación. Los delitos por los que ambos han sido imputados no han sido revelados y el proceso está bajo secreto judicial.

Ver noticia original ➥