Entre los nombres de la lista de morosos hecha pública ayer por la Agencia Tributaria aparecen algunas personas con causas abiertas por delitos fiscales. Es el caso, por ejemplo, del exvicepresidente del Gobierno y ex director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI) Rodrigo Rato o de Mario Conde, expresidente de Banesto, que se juegan la cárcel por lo abultado de sus deudas con Hacienda. Sin embargo, contra otros de los integrantes de ese repertorio de presuntos defraudadores fiscales no consta que se hayan abierto procesos criminales.

Ver noticia original ➥