La decisión de la justicia alemana de dejar en libertad al expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont y de descartar el delito de rebelión ha provocado malestar y preocupación en el Ejecutivo de Mariano Rajoy y en el PP. Fuentes del PP ponen además en cuestión que el tribunal alemán hubiera actuado igual en caso de que este hecho afectara a Francia o Reino Unido. A su entender, en Alemania aún hay quien sigue viendo a España como ese "pueblo" al que "van a veranear" en vacaciones.

Ver noticia original ➥