Juliana estaba recién separada y mantenía una relación con un joven cuando descubrió que estaba embarazada. Dijo que no tenía condiciones económicas ni psicológicas para tener otro hijo. "Sabía como era tener hijos, la responsabilidad de tener dos hijos, la responsabilidad que siempre recae en la madre. Si está enfermo, es la madre quien lo tiene que cuidar. No puede faltar mucho tiempo al trabajo, si no se descuenta. Yo sabía que no quería tener un tercer hijo".

Ver noticia original ➥