En el verano de 1976, la furgoneta gris de SRI, coronada por una antena, transportó hasta un bar al aire libre en el corazón de Silicon Valley equipos de radiopaquetes, un microordenador y un terminal para escribir y recibir texto. Sentados fuera de la furgoneta, los investigadores de SRI decidieron poner a prueba sus capacidades enviando un texto a través de dos redes.

Ver noticia original ➥