Los aranceles de importación sobre el sector automotor que la Casa Blanca considera poner en práctica podrían llevar a General Motors a suprimir empleos y aumentar los precios de sus vehículos, advirtió el viernes el fabricante estadounidense. "Aumentar los aranceles podría reducir el tamaño de GM, reducir su presencia en el plano nacional y en el exterior de esta empresa emblemática estadounidense y arriesga disminuir los empleos en lugar de aumentarlos", escribió la firma en comentarios transmitidos al departamento

Ver noticia original ➥