Resulta curioso que quienes acusan de populismo a los demás se apunten a la petición en caliente de víctimas de crímenes tremendos,subidos a la ola del dolor de quienes han sufrido pérdidas irreparables.No se acaba con los delitos gastándose más en prisiones,como lo demuestran las estadísticas de los países con pena de muerte,que en ningún sitio han logrado acabar con los homicidios y otros crímenes horrendos.Pero a los adoradores de religiones basadas en el premio y el castigo,el cielo y el infierno,o el ojo por ojo,les cuesta entender que..

Ver noticia original ➥