Cultivar marihuana en España y venderla en el Reino Unido es un gran negocio, ya que allí se cotiza al doble. Por eso ciudadanos chinos optan cada vez más por esta práctica, con numerosas naves solo en Madrid, de las que la Policía desmanteló unas sesenta en el último año y decomisado 55.000 kilos de droga.

Ver noticia original ➥