Se le conoció como Michael Alphonsius Shen Fu-Tsung, aunque a menudo se sintetizaba como Michael Sin. Shen Fu-TSung no era un ciudadano cualquiera sino todo un mandarín. Gobernaba la ciudad de Nankín, una de las cuatro capitales antiguas de China e importante centro económico del país durante la dinastía Ming antes de que Yongle trasladara la corte a Pekín.

Ver noticia original ➥