El 8 de enero arranca el macrojuicio por el gran caso de corrupción en Euskadi: una extorsión de 100.000 euros que sacó a la luz otros 700.000 euros en comisiones, 16 millones en operaciones irregulares y hasta un sueño urbanístico de 65 millones. 26 imputados se sentarán en el banquillo y se enfrentan a penas ejemplarizantes solicitadas por la Fiscalía, que ascienden a 119 años. Se sitúa como cerebro al ex’número dos’ del PNV de Álava y exdiputado Alfredo de Miguel, Txitxo, que capitaneó una red de sociedades mercantiles.

Ver noticia original ➥