Un estudio calcula que cada año unas 25.000 personas con cáncer se encuentran en riesgo de exclusión social a causa de su diagnóstico.En este contexto, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, publicó un mensaje en su cuenta personal de Twitter en la que deseo “solidaridad” y “esperanza” a las personas enfermas y a sus familias.Su mensaje cayó como un jarro de agua fría entre los tuiteros, que respondieron de forma masiva recordando a Rajoy que no se trata tanto de solidaridad y esperanza como de medios, ayudas e inversión en investigación..

Ver noticia original ➥