El satélite MICROSCOPE, lanzado por la agencia francesa del espacio el 25 de abril de 2016, ha logrado el test más preciso del principio de equivalencia débil: dos masas diferentes en caída libre caen con la misma aceleración de la gravedad. Tras 120 órbitas alrededor de la Tierra a 710 km de altitud, se confirma la teoría de la relatividad de Einstein con una precisión de 10−14, un resultado diez veces más preciso que el mejor resultado obtenido en un laboratorio en tierra firme.

Ver noticia original ➥