Este es el retrato robot del presunto violador de Sant Andreu de Llavaneras, en Barcelona. Se trata de un hombre de unos 30 años, de piel morena, pelo rizado y, aproximadamente, de un metro y 65 cm de altura. La mujer,de 42 años y residente en Mataró, cogía cada día ese camino para ir al trabajo. El agresor la abordó en este camino, la golpeó en numerosas ocasiones en la cara hasta desfigurarla, la violó y la dejó en las rocas del espigón gravemente herida. Los investigadores buscan también al menos a tres personas que no socorrieron a la mujer

Ver noticia original ➥