En su último informe, la OCDE sitúa la tasa de sustitución en España en el 82%: es la pensión que cobra un jubilado respecto a su último sueldoLa estimación del organismo para "casos extremos", fruto de la aplicación del índice de revalorización aprobado por el Gobierno, reduce dicha tasa al 46% del último sueldoLa institución recomienda avanzar hacia el "envejecimiento activo": alargar la vida laboral más allá de la edad de jubilación.

Ver noticia original ➥