Una ola monstruosa de 23,8 metros de altura, medida el 8 de mayo por una boya cerca de isla Campbell, al sur de Nueva Zelanda, se ha convertido en la mayor registrada en el hemisferio sur. "Este es un evento muy emocionante y, hasta donde sabemos, es la ola más grande jamás registrada en el hemisferio sur" dice el oceanógrafo Tom Durrant. Esta es una tormenta muy importante de capturar, y aumentará enormemente nuestra comprensión de la física de las olas en condiciones extremas en el Océano Austral". En español: bit.ly/2IyGLMg

Ver noticia original ➥