«El gay más peligroso de América». Newsweek le dedica su reportaje central al reverendo Ray Broshears y sus milicias LGBT. Una historia muy prosaica, este cura decidió que su comunidad tenía que defenderse de las agresiones que sufría en el San Francisco de los setenta armándose y aprendiendo artes marciales. Iban con cuchillos, cadenas y bates de beisbol patrullando los barrios de ambiente. Su lema: «Cristo tampoco estaba callado, era un rebelde».

Ver noticia original ➥