La Audiencia Provincial de Zamora ha dejado vista para sentencia la acusación contra un padre por 96 casos de agresión sexual (violación) y 416 de abusos sexuales a sus 2 hijas, especialmente a una menor de edad. Unos hechos por los que la Fiscalía y la Acusación particular han mantenido la petición de 5.600 años de prisión. La acusación pública y privada mantiene alternativamente una condena de 35 años de prisión por dos delitos continuados de abusos sexuales y agresión sexual (violación).

Ver noticia original ➥