El acuerdo nuclear con Irán que logró la Administración Obama provocó una oleada de misiones empresariales españolas al país en busca de las oportunidades que brindaría el levantamiento de los bloqueos comerciales. En juego, inversiones por valor de 150.000 millones que ahora, tras la decisión de Donald Trump, vuelven a ser quiméricas

Ver noticia original ➥