El sistema sanitario público catalán debe enfrentarse al crecimiento de las aseguradoras privadas; 27% de los ciudadanos de Cataluña tiene un seguro privado. La disminución de un 15% del presupuesto sanitario público entre 2010 y 2014 ha repercutido en un aumento del 16% en los beneficios de las aseguradoras. La estadísticamuestra también que durante estos años ha aumentado de manera notable el número de profesionales y las Inversiones en los centros privados mientras ha disminuido en los ICS.

Ver noticia original ➥