Desde que han descriminalizado todas las drogas en 2001, en Portugal se ha visto una caída drástica de las sobredosis, infecciones de SIDA y crimen relacionado con la droga.

Ver noticia original ➥