Diferencias culturales y simplemente la biología —los científicos han demostrado que mucha gente del este de Asia no tiene los mismos problemas de olores corporales que los occidentales frustraron esos planes. El total de ventas fue de solo una fracción del presupuesto de publicidad de Rexona en China. En la actualidad, según algunos cálculos, menos del 10 por ciento de la población china usa desodorante…El impulso por ganarse a los consumidores chinos ha tenido fracasos sobresalientes. Como los tampones.

Ver noticia original ➥