Creó el personaje del "Hombre más vago del mundo" con su mirada desenfocada, cuerpo desgarbado y flexibilidad de bailarín. La audiencia blanca lo encontraba hilarante representando el estereotipo de negro analfabeto, servil y holgazán. Con el movimiento por los derechos civiles comenzó a ser duramente retratado como ejemplo perfecto de Tío Tom. Muy joven cambió su nombre por el del caballo que había derrotado a aquel por el que había apostado hasta sus zapatos: Stepin Fetchit. El primer actor millonario negro, acabó mendigando por Chicago .

Ver noticia original ➥