Tras la eliminación de los recargos por roaming en 2017, la UE ha aprobado ahora una rebaja de hasta el 70% en el precio de las llamadas internacionales. Las elecciones europeas de mayo de 2019 se acercan y los eurodiputados han querido anotarse una victoria política, una medida concreta con impacto directo en el bolsillo de los electores. La decisión ha enfurecido a las compañías de telecomunicaciones.

Ver noticia original ➥